RODEARSE DE BUENAS PERSONAS

“Rodéate de las personas que te hacen feliz. Las personas que te hacen reír, que te ayudan cuando lo necesitas. Las personas que realmente se preocupan. Ellos son los que vale la pena tener en tu vida. Todos los demás, están de paso”. Karl Marx

Rodeémonos de personas que nos hagan vibrar, medrar y relajarnos.

La actitud, la forma de hablarnos, la forma de ver el mundo…nos hará unirnos a personas más afines a nuestra forma de ser. Pero todos somos diferentes, aunque en el fondo iguales. Esto nos hace acercarnos de forma positiva tanto a lo que nos gusta como a lo desconocido, por resultarnos atractivo de forma instintiva. 

Tener a personas sanas a nuestro alrededor nos causará buenas sensaciones, nos ayudará a ser felices y a tener buenas experiencias.

La atracción de personas sanas a nuestra vida es muy simple, solo tenemos que ser nosotros mismos y atraeremos a nuestros pares.

Una vez que mostremos quienes somos en realidad, se nos acercarán las personas que sintonizan con nuestra manera de ser y que nos harán sentir bien.

Las personas adecuadas llegarán a nuestra vida y lo harán de forma natural si somos auténticos .Y entonces seremos conscientes de que atraemos a personas que realmente nos aportan grandes cosas. 

Estas personas se mantendrán en nuestra vida. Otras simplemente pasarán por ella.

Digamos lo que sentimos, como queramos decirlo, comportémonos con los demás como queramos hacerlo y manifestemos nuestras emociones libremente. 

Así, desde la libertad, apreciaremos la verdadera amistad, esa que aporta magia a nuestra vida. 

#anayany
#vidafeliz
#amistad

RODEARSE DE PERSONAS MARAVILLOSAS

Hay muchas personas a las que amamos en nuestra vida.

Después de una etapa dura para nosotras, estos últimos años han sido maravillosos y muy ricos en relaciones mágicas. Somos felices de estar rodeadas de personas que “suman”.

Cuando hablamos de relaciones es importante reconocer de qué tipo de personas nos queremos rodear para poder mantener relaciones duraderas con aquellas que nos quieren y a las que queremos.

Amamos a aquellas personas que le dan valor a nuestra vida, igual que nosotros a la suya, y que compartimos con ellas cosas positivas, porque vibramos en la misma frecuencia, pero también menos buenas porque la vida no es fácil.

Nos encantan esas personas con las que establecemos relaciones en las que ambas partes crecemos como humanos, fomentamos el desarrollo mutuo y aumentamos juntos nuestro potencial. Por eso nos gusta rodearnos de personas que se mueven en muchos campos diferentes que nos apasioan: salud, finanzas, terapias, espiritualidad, alimentación ecológica, desarrollo personal, etc. De todas aprendemos y con todas nos une la pasión por estos temas en común.

Esas relaciones son las que nos hacen mejores personas, porque nos dejan ver todas sus maravillosas cualidades, y nos hacen de espejo, y nos dan ánimos para alcanzar nuestros sueños a la vez que trabajan por los suyos, creen en nosotras y enriquecen nuestro espíritu que es lo más importante.

Hay amigos que llegan en el momento correcto, por ejemplo cuando en nuestra vida no estábamos muy bien. Y nos ayudaron a levantarnos, a cambiar esa espiral negativa por una positiva, porque sabían que en esencia somos positivos y deseaban ver otra vez ese lado de nosotras. Cuando una persona está también en las malas rachas, está dando la prueba más grande de su amistad. Es el tipo de persona en la que podemos confiar. Por eso nosotras siempre estamos dispuestas cuando nos necesitan, porque sabemos que el sufrimiento compartido es menor.

Rodeémonos de personas que sumen a nuestra vida y nosotros a las suyas, porque esas son las relaciones que van a tener un significado importante. Hay relaciones que toman años en construirse y otras que necesitan poco de tiempo, porque sientes la conexión con la otra persona.

No todas las personas que llegan a nuestra vida, lo hacen para quedarse, y esto no es porque sean personas que restan, sino que simplemente llegan por una razón y luego deben seguir su camino.

En ocasiones hay personas que aparecen para sumar, y mucho. Pero que después por diferentes circunstancias nuestros caminos se separan. Pero esas son personas a las recordamos con mucho cariño, porque dejaron una huella en nuestra vida. Igualmente nosotras estamos aquí para siempre.

Gracias a todas esas personas que están a diario a nuestra vida. Gracias a aquellas que sumaron y que siempre tendrán un lugar especial en nuestro corazón. Y gracias a todas las personas que han llegado a nuestra vida para sumar, porque somos lo que somos también por vuestros pedacitos de amor.

#anayany

#amistad

#personasquesuman