¡¡GRACIAS!!

“La gratitud en silencio no sirve a nadie” Gladys Bertha Stern.

La gratitud no puede quedarse dentro de uno mismo, hay que expresarla.

Por eso os damos las GRACIAS a todos por estar ahí y por compartir.

#anayany

#vidasana

#amorinfinito

UNA DE CUENTOS (XXXVII)

La taza de café.

Unos profesionales todos triunfadores en sus respectivas carreras, se juntaron para visitar a su antiguo profesor. Pronto la charla devino en quejas acerca del interminable estrés que les producía el trabajo y la vida en general.

El profesor les ofreció café, fue a la cocina y regreso con una cafetera grande y una selección de tazas de lo mas ecléctica: Porcelana, plástico, vidrio, cristal, sencillas y baratas, decoradas, otras exquisitas…. Tranquilamente les dijo que escogieran una taza y se sirvieran un poco de café recién preparado. Cuando lo hicieron, el maestro con calma les dijo:

– Se habrán dado cuenta de que todas las tazas que les di eran distintas… unas bonitas, otras sencillas y baratas. Ustedes escogieron primero las bonitas y exquisitas, lo que es natural, ya que cada uno prefiere lo mejor para si mismo. Esa es la causa de sus problemas relativos al estrés. Les aseguro que la taza no le añadió calidad al café. En verdad la taza solamente disfraza o reviste lo que bebemos. Lo que ustedes querían era el café, no la taza, pero instintivamente buscaron las mejores. Después se pusieron a mirar la tazas de los demás. Ahora piensen en esto: la vida es el café. Los trabajos, el dinero, la posición social… son meras tazas, que le dan forma y soporte a la vida, y el tipo de taza que tengamos no define ni cambia realmente la calidad de vida que llevamos. A menudo, por concentrarnos solo en la taza dejamos de disfrutar el café.. ¡disfruten el café!

La gente más feliz no es la que tiene lo mejor, sino la que hace lo mejor con lo que tiene; así pues, vivan de manera sencilla. ¡Y que disfrutad el café!

#anayany

#vidafeliz

#amorinfinito

VIVIR EN PAZ

“Vive y deja vivir”. Friedrich von Schiller.

Para ser felices, que es nuestro objetivo personal vital, nosotras somos conscientes de que tenemos que: ser respetuosas con nosotras mismas, para aprender a respetar a los otros y a la Naturaleza; trabajar y formarnos para potenciar nuestras capacidades, y saber que las diferencias nos enriquecen; y tomar acción llevando a la práctica los conocimientos y adaptándolos a nuestras circunstancias, para poder ser creadoras de nuestro propio estilo de vida, sin perjudicar a los demás. 

Sabemos que tenemos que ver al otro siempre como un maestro del que aprender; escucharlo a veces desde la compasión (si en él existe sufrimiento) y crear para nuestro día a día una vida simple, libre y amorosa que nos permita fácilmente volver al equilibrio si algo nos perturba y nos hace caer en los extremos. 

Conscientes de que en el camino las cosas no son nunca perfectas, ni idílicas y existen problemas, no las polarizamos para evitar descentrarnos. Las cosas son como son, y si no nos hacen felices las cambiamos. Somos creadoras no observadoras. 

Un amor infinito por nosotras mismas es nuestra base para saber amar a los demás. Nada de complejos de inferioridad, superioridad, egos, avaricia, soberbia… De ahí vienen todos los problemas. Amar al otro tal y como es, independientemente de dónde esté en su camino de desarrollo vital es reconocer que la desigualdad forma parte del proceso (pero sin ponerle una energía negativa, sino como proceso enriquecedor). Todos somos iguales, todo somos diferentes.

Lo que sí hemos observado es que solo los niños que crecen libres de pensamiento, acción y relación y las personas que han desaprendido lo suficiente para llegar a crear, son capaces de vivir en paz.

Compasión para quien todavía es observador de la realidad y no puede, sabe o quiere crear su vida feliz.

#anayany

#amorinfinito

#vidafeliz

#igualdad

APRENDER PARA CRECER

“Hay que favorecer en los niños el amor al planeta, antes que pedirles que lo salven” Heike Freire.

Nosotros hemos practicado, desde que nació Any, un estilo educativo basado en la confianza y respetando su inteligencia innata (con la que todos los niños nacen). 

Los niños y jóvenes tienen dentro de sí todo lo que necesitan para crecer y desarrollarse plenamente, solo hace falta facilitarles la libertad para hacerlo y no cortarles las alas.

El ser humano hace todos los días cosas increíbles e inesperadas para otros hombres. En eso consiste evolucionar como especie.

Y aunque todos somos iguales, cada uno venimos a cumplir una función en este Mundo, por eso somos al mismo tiempo tan diferentes. No dejemos que nada ni nadie nos limite nunca. Da igual la condición física, social o económica, está en nuestras manos, como padres, ayudar a nuestros hijos a llegar al máximo desarrollo posible en todas las áreas. 

Siempre hemos tenido claro que en mayor o menor medida, como padres, ejercemos, queramos o no, influencia en cómo Any va a ver al ser humano, la naturaleza y en el uso que haga de la tecnología. Así que trabajar juntos nuestro cuerpo emocional, espiritual, físico y mental nos pareció básico para mostrarle que ella, como todos, debe ser el ejemplo que quiere ver en el Mundo.

Desde el autorespeto, el respeto por los demás y por lo que nos rodea, ella ha llegado a entender que sí se puede crear un presente y un futuro feliz, pase lo que pase ahí afuera, y valora tener una relación saludable con nosotros, con ella misma, con los demás y con el entorno.

La pedagogía “verde” que practicamos con Any supone un acompañamiento consciente en todos sus procesos naturales de desarrollo, autoconocimiento y aprendizaje. 

Siempre tuvimos claro que darle a nuestra hija, desde los primeros años de la vida, y para siempre, amor puro e infinito es importantísimo. Así pudimos comprobar como iba floreciendo la capacidad natural, innata y espontánea de aprendizaje, para desarrollar un sin fin de intereses y conocimientos, que tienen todos los seres humanos que son libres.

No se trata de ser más o menos inteligente, se trata de trabajar, desde muy pequeños, en su confianza, con amor, y en el desarrollo máximo de sus capacidades. Todos tenemos algo que aportar a este mundo. 

Y según se van haciendo mayores confiemos aún más en nuestros hijos. Si son felices en el camino de la vida, van a poder alcanzar cualquier sueño. Ellos serán los futuros agricultores sostenibles, los futuros intraemprendedores o los próximos desarrolladores de Inteligencia Artificial .

Para Any aprender de todo por si misma es una forma de vida. El crecimiento interior es el camino que ha elegido. 

Al mismo tiempo, la tecnología también es para ella algo indispensable al pertenecer a la generación Z. El esfuerzo ha venido por encontrar un equilibrio entre la tecnología y el desarrollo natural. 

Un criterio básico para equilibrar naturaleza y tecnología siempre ha sido que Any sea consciente de su entorno, y se responsabilice de su cuidado y del impacto que realiza en la naturaleza, a la vez que utiliza las ventajas de vivir en la Era de la Digitalización para maximizar su tiempo creativo, de cuidados y formación. 

El uso de pantallas a partir de una edad mínima, donde el órgano de la visión esté completamente formado, utilizadas con consciencia, sin perder el control y sin dejar que ellas nos usen a nosotros en lugar de nosotros a ellas, es indispensable para que las nuevas generaciones creen el futuro.

Busquemos el Máximo Desarrollo del Potencial del Ser Humano en la Naturaleza, con el Hombre y aprovechándonos de las Nuevas Tecnologías. La Inteligencia Artificial será muy pronto un aliado para el pleno desarrollo del ser humano. Y son nuestros hijos los que tienen que alcanzar lo antes posible ese reto tecnológico por el bien de la humanidad y del planeta.

Solo hay un truco para vivir felices: el aprendizaje continuo desde el amor por el bien común.

#anayany

#vidafeliz

#amorinfinito

VIVIR PLENAMENTE FELICES

“¿Tenemos la estabilidad mental y la inteligencia emocional para reinventarnos repetidamente?(…) los seres humanos se dividirán entre los que marcarán la diferencia y se adaptarán y los que sucumbirán al escenario de variabilidad constante que presenta el siglo XXI”. Yuval Noah Harari.

Creamos anayany.com para mostrar que SÍ SE PUEDE tener una vida plena con nuestras circunstancias.

Plena no significa libre de problemas, plena significa, para nosotras, feliz. Y feliz no es reírse a todas horas, ser feliz para nosotras tiene más que ver con el equilibrio, el centramiento y la paz interior.

Hemos llegado a la conclusión de que la aceptación de nuestros desequilibrios es lo que nos da el equilibrio y lo que nos hace únicas, con sus ventajas e inconvenientes.

Nuestra vida pasa entre cosas maravillosas y cosas que no lo son tanto pero que hemos aprendido a aceptar como parte del camino.

Nada de buscar lo perfecto. Buscamos estar centradas, con nuestras maravillosas imperfecciones.

Nos aceptamos, aceptamos a los demás y elegimos la vida que queremos vivir.

Aceptar, para nosotras, es encontrar el equilibrio para ser felices con lo que nos toca vivir: es encontrar la fórmula para solucionar, mejorar, adaptarnos, respetar y ver lo positivo de cada situación. Es comprender las cosas tal como son, y aceptarnos tal y como somos, respetándonos primero a nosotras mismas y por supuesto a los demás.

Por eso no nos asustan los cambios, los aceptamos como parte de nuestra evolución. Lo que tenemos claro es que nosotras somos siempre las mismas, solo que evolucionamos a través de experiencias de distintos tipos. 

Pero nuestro carácter, nuestra personalidad, nuestras rarezas, nuestras… no cambiarán nunca, porque nos encantan, las aceptamos, nos definen y nos hacen únicas. Muchos pensarán que somos raritas, locas o difíciles, pero a nosotras nos encanta.

Como somos transparentes y reales, con nuestras virtudes y defectos, nos sentimos bien con nosotras mismas en distintas situaciones. Y aprendemos a evolucionar bien, sin sufrimiento, sin desbordarnos, viéndonos capaces, con herramientas, aptitudes positivas y respeto por los demás. 

Porque evolucionar manteniendo la esencia es, para nosotras, vivir plenamente felices.

#anayany

#amorinfinito

#vidafeliz

INTUICIÓN

“No permitas que el ruido de las opiniones ajenas silencie tu voz interior. Y, lo que es más importante, ten el coraje de hacer lo que te dicten tu corazón y tu intuición. De algún modo, ya sabes aquello en lo que realmente quieres convertirte.” Daniel Goleman.

Seamos fieles a nuestros sentimientos y sigamos a nuestro corazón. 

Escuchemos a nuestras emociones. Son una guía para alinear nuestras acciones y propósitos de vida.

Y sigamos a nuestra intuición. 

La intuición no son un conjunto de sensaciones que nos dan la pista sobre algo. No son procesos mágicos o percepciones sensoriales. Solo son percepciones cognitivas. Las personas intuitivas podemos anticiparnos a ciertos eventos o situaciones usando nuestro propio material inconsciente, que es el resultado de todo lo que somos, de todo lo vivido, visto y experimentado. 

Si somos fieles a nuestra propia esencia y confiamos en nuestra intuición tendremos una vida plena.

Porque si trabajamos y confiamos en nuestras intuiciones nos permitiremos estar más ajustados a nuestra realidad, sobrevivir en ella de forma efectiva, anticipar riesgos y dar forma a una vida más conectada y satisfactoria.

Nosotras vibramos o no, pero siempre recurrimos a nuestra intuición.

#anayany

#amorinfinito

#vidafeliz

LAS VUELTAS QUE DA LA VIDA

“Día y noche son las rotaciones de aquella rueda. (…) Gira continuamente y está desprovista de consciencia. Se mide en meses y quincenas. No es uniforme en el tiempo, y se desplaza por todos los mundos. (…) La fuerza de la pasión la mueve. (…) Gira en medio de dolor y destrucción. Es dotada de acciones y los instrumentos de acción. (…) Es producida por ignorancias varias. Es atendida por miedo y engaño, y es la causa del engaño de todos los seres. (…) Esta rueda de la vida que está asociada con pares de opuestos y es desprovista de consciencia – el universo con los verdaderos inmortales la debe desechar, abreviar, y mantener controlada. Aquella persona que siempre entiende precisamente el movimiento y las paradas de esta rueda de la vida, nunca será engañada entre todas las criaturas. Liberada de todas las impresiones, despojada de los pares de opuestos, redimida de todos los pecados, alcanzará la meta más alta.” Mahabharata.

La vida, en muchos aspectos es cíclica, se podría comparar con una rueda que da vueltas. 

La repetición de las estaciones del año y las horas del día nos hablan de la ciclicidad inherente a la vida. Una repetición sin cesar de un continuo renacer. 

Podemos imaginarnos todo esto simbolizado por una rueda. 

La rueda de la vida.

Una vida dominada por los sentidos y las pasiones, con todas sus trampas y peligros.

Pero con esta connotación de ciclicidad, quien no logra tomar distancia de la vida dictada por las pasiones, se queda eternamente atrapado dando vueltas.

La tarea de cada persona es alcanzar el desarrollo pleno.

Así que la ciclicidad representada por la rueda de la vida es relativa. 

Solo el pleno desarrollo del individuo permite escapar de ella. 

Este desarrollo en todos los campos es fundamental para seguir rodando en los momentos que nos tocan vivir.

#anayany

#amorinfinito

#vidafeliz

UNA DE CUENTOS (XXIV)


«Una serpiente entró en un taller de carpintería, y al arrastrarse, pasó por encima de una sierra y quedó ligeramente herida.


De un momento a otro, regresó y con toda su furia, mordió la sierra; y, al hacerlo quedó gravemente herida en la boca.


Entonces, sin entender lo que estaba sucediendo y pensando que la sierra estaba atacándola a ella, decidió rodear la sierra para sofocarla con todo su cuerpo exprimiéndola con todas sus fuerzas, pero terminó matándose ella misma.»


En ocasiones podemos reaccionar con ira y sin darnos cuenta podemos herir a otros que nos han perjudicado.


Paremos si aparecen estas emociones, porque después de todo nos estaremos lastimando a nosotras mismas si no frenamos a tiempo.


Las personas hacemos muchas cosas Pero podemos decidir si nos afectan o no.


No sobre-reaccionemos para no sufrir consecuencias que a veces pueden ser dañinas.


Nunca dejemos que el odio, la ira, etc. se apoderen de nuestra vida, porque el amor es más fuerte que cualquier cosa.


Hagamos que el AMOR sea nuestra fuerza para cambiar el Mundo, y el resto vendrá por añadidura.


#anayany

#amorinfinito

#vidafeliz

#unadecuentos

EL CORAZÓN Y EL CEREBRO

“Feliz no es quien no tiene problemas si no quien sabe que hacer con ellos…” Jorge Bucay.

El cerebro es necesario para sobrevivir. Pero lo que nos duele no es el cerebro, es el corazón.

Para comprender esto en esencia, solo es necesario saber que las emociones son la traducción que realizamos de los cambios bioquímicos que se producen en nuestro cerebro cuando nuestro corazón siente.

Bajemos al corazón para aprender a ser felices siendo conscientes de nuestras emociones.

Un intercambio afectivo estable, una dieta saludable y un estilo de vida equilibrado nos ayudarán a tener una vida feliz.

El amor por todo y todos es lo más poderosos a la hora de desarrollarnos, crecer y mantenernos saludables. Constituye el pilar fundamental del crecimiento y desarrollo desde nuestra infancia. 

Los niños amados se convierten en adultos que saben amar. Enseñando a amar a nuestros hijos contribuimos no solo a su correcto desarrollo emocional, sino también al físico, social y cognitivo. Además educar desde el amor, la comprensión y el respeto contribuye al crecimiento cerebral, a la vez que configura el desarrollo del resto de aspectos de la vida.

Es muy importante que nuestros hijos nos vean sonreír y ser felices, pues de esta manera su cerebro les va a garantizar que todo va bien, ya que su corazón también estará feliz. 

Además una simple sonrisa puede alegrarle el día a quien se cruza con nosotros en la calle. Sonreír es una demostración de amor por la vida. Sembremos las semillas del amor y recojamos posteriormente la cosecha del desarrollo emocional.

Sabiendo esto, tenemos en nuestra mano la posibilidad de potenciar nuestro bienestar psicológico y físico. Ofrezcamos amor para que en nuestro cerebro florezcan las conexiones más maravillosas. 

Dar para recibir. Así de fácil.

Debemos amar y amarnos por quienes somos y no por lo que hacemos. El amor no depende de nuestras acciones. El amor es incondicional. #amorinfinito

Y porque sabemos que el mundo no es un cuento, hay que entender y afrontar la realidad del entorno en el que nos toque vivir, un camino en el que a lo largo de la vida hay momentos de estrés e inquietud que también hay que afrontarlos con cariño y amor. #vidafeliz

Prediquemos con el ejemplo. Amamos y aceptemos la vida desde ese amor, sin limitar la expresión del resto de emociones. No hay emoción ni sentimiento inválido. La ira y el enfado son normales y naturales, solo hay que gestionarlos de manera que no interfieran y que no se desborden y volver lo antes posible al sentimiento de amor infinito.

Vivamos con y desde el Amor como norma, pero seamos libres para representar todas nuestras emociones, así sabremos gestionarlas, al conocerlas y apreciaremos más los momentos felices.

Si nos alimentamos de amor, los miedos morirán de hambre.

#anayany

#amorinfinito

#vidafeliz

NACEMOS CON UN DON

“Tu talento determina lo que puedes hacer. Tu motivación determina cuánto estás dispuesto a hacer. Tu actitud determina qué tan bien lo haces”. Lou Holtz.

Tener un Don es una cualidad que todos poseemos y si lo aceptamos nos hará especialmente válidos, creativos, carismáticos, capaces de impactar en los demás, de hacer el bien con facilidad, etc. Un Don es eso que nos resulta fácil, que nos ocurre, que no sabemos por qué los demás no tienen y que sabemos que es “poderoso”.

Nuestro Don podemos verlo de forma muy precoz, espontánea y fácilmente, o no verlo nunca.

Muchas veces lo asociamos a nuestra vocación: músico, profesor, escultor, terapeuta, bailarina, etc. Aunque también puede haber dones muy distintos como una gran intuición en temas concretos, una empatía profunda, etc. Hay dones más cotidianos que no suelen crear problemas, pero hay dones más raros que nos pueden cambiar mucho la vida. Todos tenemos dones, pero para aprovecharlos lo que hay que tener claro es que somos simplemente un canal para ayudar a los demás.

Reconocerlos es cuestión de observar un poco, y saber que son una gracia y a la vez una responsabilidad, así haremos buen uso de ellos y seremos congruentes en nuestro camino. Si no los usamos, nos costará llegar a ser felices. Además si no los aprovechamos para el bien común pueden destruirnos. Pero un Don bien utilizado crea “magia”. Y normalmente cuanto más los utilizamos, más se desarrollan.

Démonos cuenta de que muchas veces en realidad el problema para no reconocerlo no es del Don ni de la persona. El problema es que no hay un entorno social que pueda acoger con normalidad ese Don.

Por ejemplo una persona muy sensitiva nacida en una cultura indígena probablemente se convertirá en chamán y será altamente valorada en la tribu. Esa misma persona nacida en occidente tiene muchas posibilidades de acabar siendo cuestionada al menos como rarita. El Don es el mismo, pero en un entorno la persona que lo posee recibe educación de qué es eso y cómo utilizarlo, y en el otro se le dice que eso está mal y no se le dan herramientas para controlarlo y usarlo. Esa falta de conocimiento puede desestabilizarnos muchísimo. Por miedo a lo desconocido, o a las consecuencias sociales, puede que intentemos negar un Don “raro”, y esto puede crearnos realmente mucho sufrimiento.

Solo encontraremos la paz interior encontrando alguna forma de ejercer nuestro Don de una manera útil, ayudando a los demás.

Podemos usarlos sin que se note, pasando desapercibidos. Por ejemplo, alguien muy intuitivo, puede pensar en maneras lógicas y racionales de explicar a su entorno lo que ha intuido y su posible desenlace, y por tanto hacer cosas a favor de que eso ocurra, o al revés. Su entorno simplemente pensará que es muy listo y no necesitará explicar más. Usar todos nuestros dones de forma discreta puede ser lo más inteligente en una sociedad tan materialista como la actual.

De hecho, si cada uno ejerciéramos con normalidad nuestros Dones, trabajáramos en algo relacionado con ellos y compartiéramos los frutos, la Tierra sería el Cielo, pues cada uno ocuparía su lugar en la Vida.

Yo desde bien pequeña sabía que quería enseñar de forma fácil y divertida. Quería ser Profesora. Con 8 años era aquella pequeña “Peter Pan” con una fila de pequeños “niños perdidos” detrás de mí para tener un momento de máxima felicidad. Yo sabía como hacer que aquellos niños rebeldes a los que reñían continuamente por hiperactivos fueran líderes del juego y se responsabilizaran de su posición, y se sintieran felices con su carácter y forma de estar. Sabía como abrazar a todos los niños que demandaban un amor que, por el motivo que fuera, no recibían en su entorno. Sabía como hacer felices a otros niños escuchando, aprendiendo y compartiendo emociones. Yo no era consciente de que significaba la palabra “emoción” en el sentido actual, pero sí lo era de la importancia que tenía en la vida de los niños. Desde que tengo uso de razón soy capaz de ver la otra cara de la moneda a nivel emocional. Sabía que podemos elegir como vivir, desde el sufrimiento o desde felicidad, y que todos podemos ser felices independientemente de nuestras circunstancias.

Así que me hice Maestra, pensando que yo podría ayudar a descubrir esos Dones en los demás desde pequeños. Por desgracia, el Sistema Educativo actual está muy lejos de estos conceptos y pronto me di cuenta de que si solo podía ejercer el trabajo de Maestra por un salario fijo a final de mes, sin poder ayudar a los niños, limitada por el Sistema, estaría yendo en contra de mi propio Don y de mi Felicidad. Así que me alejé de la enseñanza. En el Cole el desarrollo al máximo de todas las distintas capacidades no tiene cabida. Todos los niños son tratados, en el mejor de los casos, “iguales”, groso error. En la Equidad es donde está la verdadera igualdad, dándole a cada uno lo que necesita para ser la mejor versión de si mismo. Nada que ver con lo que pasa en las aulas generalmente.

A día de hoy creo que no traicionar mis sueños ni mis dones por un salario fue la mejor decisión de mi vida.

Descubramos nuestro Don y después trabajemos duro por conseguirlo para ser felices con nuestras circunstancias y ayudar a los demás.

#anayany
#amorinfinito
#vidafeliz