INFINITAS VIDAS

«Lo primero, la bondad;

lo segundo, el talento.

Y aquí termina el cuento». Gloria Fuertes.

Vivimos en una realidad que creamos constantemente, para relacionarnos con el mundo. Elegimos a diario cómo y con qué interactuamos. Lo bueno es darse cuenta de que podemos cambiar nuestro entorno y a nosotros mismos para adaptarnos a otra nueva vida, cuando queramos, si la actual no nos convence. 

Vivimos una vida llena de infinitas vidas que elegimos a diario. Y el conjunto de nuestras decisiones previas forman nuestras experiencias pasadas y nuestros sueños nos llevan a nuestras posibles experiencias futuras. Pero el presente es nuestro, lo creamos y elegimos y por eso, para ser felices, debemos aceptarlo o cambiarlo. 

Aceptar el presente elegido por nosotros mismos y por los demás, es el primer paso para ser conscientes de nuestra sabiduría interior y ser felices independientemente de las circunstancias o cambiarlas. 

Aprendizaje: La vida es bella.

#anayany

#vidafeliz

#amorinfinito

AMAMOS A NUESTROS HIJOS CON PARÁLISIS CEREBRAL.

“En mi opinión, el enfoque de la Parálisis Cerebral ‘centrado en el cerebro’, que trata la ‘lesión cerebral’, en otras palabras el daño en una parte del cerebro, y ‘parálisis cerebral’ (un desorden de postura y movimiento que falla en alcanzar grandes hitos del desarrollo biomecánico) como sinónimos intercambiables es el obstáculo más importantes que estanca el progreso de la rehabilitación física y mantiene congelado el abismante status quo actual”. Leonid Blyum.

Hoy, 6 de octubre, es un día para amar aún más a todas esas familias, que, como la nuestra, están sonriendo mientras ayudan a sus hijos a tener una vida feliz independientemente de las circunstancias. Las familias de un ser humano maravilloso con PC (Parálisis Cerebral) somos como el bambú hueco por el que no cesa de fluir el viento del amor incondicional, que es el motor para seguir adelante todos los días.

Muchas familias de niños diagnosticados de Parálisis Cerebral, sobre todo las madres, nos formamos por nuestra cuenta para ejercer como cuidadoras, maestras, enfermeras, fisioterapeutas… aunque no lo seamos. Nos damos a nosotras mismas para mantener el equilibrio emocional dentro de nuestro entorno y hacemos lo que podemos en cada momento, desde el amor infinito. 

Nosotras, Ana y Any,  hemos elegido nuestro propio camino. Poco a poco nos hemos alejado de la obsesión por determinados resultados, que vendrán por añadidura si tienen que venir (nadie puede empujar el río) y yo he aprendido también, gracias a Any, a esperar, a pensar y dejar de pensar, a actuar y a parar, para vivir felizmente con nuestras circunstancias.

Hace años que aprendimos que somos muchísimo más que un diagnóstico. Por eso no nos amilanamos ante la dureza de la vida, renovamos nuestras energías con o sin ayuda y seguimos recorriendo nuestro camino con ánimo y entereza, alegría, ilusión y felicidad, en busca del conocimiento que nos ayude a llevar una vida plena con nuestras circunstancias. El Estado, el Sistema, los Médicos, etcétera, pueden seguir hablándonos si quieren con dureza, por falta de humanismo, y desde la no solución, en pleno siglo XXI, pero sus palabras ya no nos hieren. Ahora nos sentimos libres, así que no reaccionamos desmesuradamente, como cuando diagnosticaron a Any y nuestro mundo se dio la vuelta.

Ahora conservamos todas nuestras energías para lo positivo, para aprender y evolucionar con quienes sí nos ayudan desde el conocimiento y la práctica. El resto pueden menospreciarnos, pero ya no nos ofenden, porque somos como la luna que no cae del cielo por mucho que aúllen los lobos. Aunque algunos no nos entiendan, los respetamos, pero no permitimos que llenen nuestra mente de dudas infundadas, cuestionamientos por desinformación o conclusiones erróneas, sino que somos nosotras las que ejercemos, gracias a nuestro libre albedrío, el derecho a decidir. 

Nosotras no vemos este Día Mundial para la visibilización de la Parálisis Cerebral como una lucha rebelde contra el mundo que no nos ve ni comprende, sino como un día para sentirnos orgullosas de lo que hemos conseguido a lo largo de los años. Es cierto que a veces parecen ponernos las cosas difíciles ahí afuera, pero siempre hay un camino. Siempre podemos cambiar nuestra actitud y aprender cómo ser felices con nuestras circunstancias. Aunque muchos no sepan ayudarnos, desarrollamos compasión hacia los que no ven nuestras dificultades diarias o no tienen la paciencia suficiente para escucharnos. Cedemos hasta donde hay que ceder, pero no más de lo necesario. Aunque además cuestionen nuestras decisiones, hace tiempo ya que nos hemos vuelto indomables. Es nuestra vida, y queremos elegir cómo vivirla porque sí existe un camino saludable física, emocional, espiritual y mentalmente. 

Nuestro legado será nuestra experiencia, contada en anayany.com, para demostrar que SÍ SE PUEDE INDEPENDIENTEMENTE DE LAS CIRCUNSTANCIAS. Nuestra familia tiene claro que nuestro objetivo vital es ayudar a los demás mientras transitamos indomablemente por el camino que nos indique la vida para conseguir lo mejor para todos nuestros hijos, individualmente y como colectivo. 

Para todas las familias que sabemos de primera mano lo que significa este día, y todos los días desde el nacimiento de nuestros hijos, desde el corazón, un abrazo de osa y otro de luz para iluminar este camino desde el amor. Sigamos adelante.

Aprendizaje: La formación y la información nos empoderan. Y ese poder es la «magia» que necesitamos para ayudar a nuestros hijos. GRACIAS ABR.

https://anayany.com/alimentacionys…/terapias/programa-abr/

#anayany

#amorinfinito

#vidafeliz

#6DeOctubre

#MillonesDeRazones 

#WorldCerebralPalsyDay

#ParálisisCerebral 

¡BUENOS DÍAS SOL!

“Sólo cuando hago, sé lo que puedo hacer o soy capaz de hacer”. Enric Lladó.

Todos los días saludamos al Sol al amanecer. Para nosotras es pura poesía para el corazón y nos ayuda a levantarnos con ganas de vivir a tope un nuevo día. Es un lujo hoy en día poder elegir no despertarnos en piloto automático: desayunar, vestirnos, salir, ir, estar, volver, hacer…

Simplemente abrimos las ventanas, miramos el amanecer y  después empezamos la fiesta del aprendizaje diario que es la vida. 

Así, desde primera hora caminamos felices, en paz y desde el amor. Todos los días. Después de saludar al Sol en silencio, sin prisa, simplemente vivimos siendo abundantes en momentos de placer. El amanecer es el primer momento mágico del día, y después creamos continuamente decenas de otros momentos felices: nuestro zumo eco, nuestro momento escritura, nuestro momento barrer/tender/cocinar=meditar, nuestro momento tomar el sol, nuestro momento trabajar desde el placer, etc. Todos esos momentos son porque tienen que ser, así que los disfrutamos.

Nuestro pensamiento crea nuestro estado vital así que elegimos bien que queremos que nos suceda tras ese amanecer, por supuesto que tenemos derecho a la queja si es oportuno, pero no vivimos ahí y no giramos en torno a los negativos. Vivimos sumando positivos y así los negativos, que a veces tiene la vida, perderán la suma diaria.

Aprendizaje: Dar los buenos días al sol al levantarnos nos ayuda a comenzar el día positivamente.

#anayany

#amorinfinito

#vidafeliz

LIBERTAD SALUTOGÉNICA

“En mi opinión, el enfoque de la Parálisis Cerebral ‘centrado en el cerebro’, que trata la ‘lesión cerebral’, en otras palabras el daño en una parte del cerebro, y ‘parálisis cerebral’ (un desorden de postura y movimiento que falla en alcanzar grandes hitos del desarrollo biomecánico) como sinónimos intercambiables es el obstáculo más importantes que estanca el progreso de la rehabilitación física y mantiene congelado el abismante status quo actual”. Leonid Blyum.

Nunca me dejará de sorprender ver cuántas personas renuncian a su propio instinto único (aquel que tienen por experiencia propia o ajena, por aplicación de la lógica y el sentido común) para abrazar sin reparos relatos llenos de afirmaciones contrarias a la actualidad científica, pero que son más cómodos de creer.

Nosotras sabemos que existe otro camino, dado que lo recorremos todos los días: el camino de la libertad salutogénica.

Con información, formación y constancia, sí se pueden conseguir buenos resultados duraderos en el tiempo en trastornos asociados a desórdenes del movimiento y en enfermedades poco frecuentes. No es lo más sencillo ni cómodo del mundo, requiere mucha dedicación, atención y constancia. Pero sí se puede. Y los resultados son maravillosos, tanto en funciones y capacidades como en calidad de vida de toda la familia.

Si los médicos que trataron a Any de pequeña desde el anticuado sistema de rehabilitación público la vieran ahora, seguramente llamarían “milagro” o “magia” a sus muchas mejoras. Para nosotras, lo que otros llaman magia es simplemente un hecho cuya causa no puede explicar la medicina alopática. Lo llaman “milagroso” porque desconocen que hay muchas otras formas de conseguir resultados, que de hecho van más allá de lo que ellos consideran posible.

Nos pasó cuando empezamos ABR (con sus técnicas de rehabilitación salutogénicas) y un “afamado” doctor, que hace muchos años le pinchaba toxina botulínica a Any por todas sus extremidades inferiores en el Hospital de La Paz en Madrid, nos dijo en una revisión: “no sé lo que estáis haciendo ni me importa, pero no necesita más toxina”. 

Cuando los médicos del sistema (rehabilitador, respiratorio, digestivo, etc.) se quedaban asombrados en las revisiones por la evolución de Any, ninguno se interesaba en saber por qué se había producido esa mejora. Entonces nos dimos cuenta de que estudiar medicina no capacita ”per se” a nadie. Descubrimos que el verdadero médico es el que se preocupa por ayudar a que el paciente esté mejor. Muchas personas sacan una plaza pública en un sistema médico alopático y se quedan allí mientras ven cómo el sistema se vuelve cada vez más obsoleto, sometidos a su mandato sin atreverse a evolucionar por inercia, desconocimiento o apego a lo establecido.

Recuperemos el sentido de la responsabilidad, porque sí podemos hacer cosas para mejorar, aunque nos digan que no hay salida. Simplemente se trata de convertirnos en “hacientes” en vez de en pacientes y hacer lo necesario para tener una vida feliz.

Respeto para todos, necesitamos a los médicos de familia y de urgencia, pero quizás la especialización desmesurada de la medicina y la desconexión con los últimos avances de la ciencia nos hayan perjudicado como pacientes. Las indomables madres de hijos con problemas de salud lo sabemos muy bien.

Pero siempre hay que seguir adelante. Tarde o temprano encontraremos la salida, una alternativa que mejorará la calidad de vida de nuestros hijos, y también la nuestra. 

Por ahora se trata de un proceso gradual, en espiral, y tener soluciones fáciles nos llevará algún tiempo. Nosotras hemos decidido dar continuamente pasos pequeños, para que nuestro objetivo se vaya acercando un poco más cada día, y al mismo tiempo disfrutemos del camino.

Las madres más veteranas también sabemos que ni las terapias obsoletas, ni los “milagros”, ni la ciencia a corto plazo nos solucionarán con una “curación” real los trastornos del desarrollo y  de las “enfermedades raras”. Por ahora las soluciones no las encontraremos fuera, al menos en las próximas décadas. Nadie nos va a dar la “pastilla” perfecta, así que nos toca a nosotras lidiar con los tiempos difíciles y apreciar los buenos momentos, sabiendo que nuestros hijos son fuentes de amor incondicional y que vamos a hacer todo lo que podamos por ayudarles. Nosotras somos sus cuidadoras, así que tenemos que empoderarnos y hacer uso de ese poder para decidir vivir en libertad salutogénica con la ayuda de quien quiera acompañarnos en el camino de recuperación de la salud.

Nosotras tomamos acción a diario, porque sabemos lo que queremos y actuamos de forma constante, informándonos y formándonos con los mejores, los Maestros Reales, los que han conseguido los resultados a los que aspiramos. Elegimos desde el conocimiento y la experiencia siendo indomables ante las circunstancias externas.

Como un ejemplo, hace años que a través de la ciencia se obtuvo el medicamento que “cura” la enfermedad rara de Any (FQ), pero aun así las familias y los pacientes no podemos tener acceso a esa medicina, por su elevado precio, con lo cual todos los estudios y experimentos por los que han pasado nuestros hijos para que esas farmaceúticas tuvieran “conejillos de indias” humanos no nos abre las puertas a la supuesta “curación” creada en laboratorio. En fin. Nosotras, en vez de reivindicarlo, hacernos las víctimas o rogar por ello, decidimos utilizar esas energías para aceptar aquello que no podemos cambiar (en este caso, el acceso al medicamento) y para actuar mejorando aquello en lo que sí podemos hacer cambios (nuestro estilo de vida, nuestras emociones y pensamientos, nuestra consciencia y sabiduría, etcétera). Así creamos la vida que queremos, y aparte también conseguimos apreciar la vida que creamos, las circunstancias que tenemos, viviendo en el presente con una actitud positiva hacia lo que hay.

La esperanza es que en algún momento de la evolución humana, aunque nosotras ya no lo veamos, el ser humano responsable del acceso de la ciencia a la sociedad tome la decisión de salvar vidas humanas. Mientras tanto, seguiremos siendo las “raras”, las que decidimos nuestra propia forma de vivir, y ayudaremos con nuestra propia experiencia a todos los que nos escuchen, diciendo que SÍ SE PUEDE a cientos de madres que seguirán intentándolo porque es ley de vida querer lo mejor para nuestros hijos.

Como madres podemos hacer muchas cosas que se han demostrado útiles para que nuestros hijos mejoren en movimiento, calidad de vida, sistema respiratorio, digestivo, etc., aunque no exista aún una solución definitiva que resuelva todos los problemas. Si en algún momento eso llega a suceder, pues genial, porque ya estamos en el camino de darles lo mejor a nuestros hijos y ya habremos conseguido muchas mejoras por nosotras mismas.

Hay muchas personas estudiando el cuerpo humano y quizás nosotras no conozcamos cientos de técnicas, métodos, etc., pero lo que sí tenemos claro es que ya ni ortopedias, ni “profesionales” obsoletos del sistema, ni “charlatanes” nos pueden vender su verdad, porque desde hace años nosotras vamos haciendo crecer la nuestra a través del conocimiento, la experiencia propia y ajena, y cientos de procesos de prueba y error en estos 17 años que llevamos juntas.

Ojalá pronto todo avance más rápidamente que ahora gracias a la aplicación de la inteligencia artificial a la medicina, ojalá el sistema de salud lo aplique todo aún más rápidamente, pero lo fundamental es, y siempre será, el Cuidado y Amor diario.

Nosotras creamos anayany.com para ayudar a través de nuestra experiencia a mejorar las condiciones, no solo físicas, sino emocionales, económicas y también espirituales de las familias con algún miembro con problemas en el desarrollo, y ofrecemos nuestra ayuda y experiencia propia para que las generaciones venideras no pierdan su dinero, paciencia y tiempo sino que apliquen esos recursos en técnicas y hábitos que sí funcionan, siempre desde la compasión y la empatía. 

Aplicando los últimos avances en ciencia y consciencia en estos campos sí se puede ser felices independientemente de las circunstancias.

Aprendizaje: El amor mueve montañas, por eso seguimos gritando que sí se puede.

#anayany

#amorinfinito

#vidafeliz

EVOLUCIONAMOS EN MOVIMIENTO

“El elefante no tiene prisa sino que camina seguro por la jungla, paso a paso. Los elefantes van por ahí sin dudar, nunca caen y no cometen errores, porque cada uno de sus pasos son decididos y firmes”. Dicho popular hindú.

Prestemos total atención al momento presente, a lo que hacemos, pensamos y a los cambios que nos rodean, internos y externos. El destino es llegar a la mejor versión de nosotros mismos con una inmensa confianza en la vida. Todo está en continuo movimiento y nosotros también. Avancemos sin resistencia, desde la felicidad.

Nosotras estamos preparadas para movernos con los cambios y evolucionar, prestando más atención, y centradas. Ponemos atención en todo lo que hacemos, pensamos y creamos. Viviendo en el presente y prediciendo el futuro para evolucionar hacia la autoconsciencia y hacia la consciencia colectiva. No paramos de crecer, evolucionar y movernos.

Aprendizaje: Si vivimos el momento con atención, este se vuelve pleno y seremos felices independientemente de las circunstancias.

#anayany

#amorinfinito

#vidafeliz

SEGUIMOS AL SOL.

“ El secreto de la felicidad es tener gustos sencillos  y una mente compleja. El problema es que a menudo la mente es sencilla y los gustos complejos”. Fernando Savater.

Seguimos con nuestra vida feliz, empática y llena de amor. Vivimos libres, desde la paz interior, sin renunciar a nuestra verdad y a nuestra realidad, felices independientemente de las circunstancias. No se trata de negar las dificultades, ni de ser conformistas, sino de afrontar la vida de la mejor manera posible. Hay personas que viven continuamente en la tormenta y nunca ven el sol. Compasión y consciencia para ver que ellos son quienes nos recuerdan lo que no queremos ser. Hacer daño, no empatizar o no cumplir unos estándares mínimos de educación y respeto social solo muestra las carencias de quien está teniendo ese mal comportamiento. Nosotras preferimos repartir besos y abrazos de osa, y si alguien se siente incómodo con las demostraciones de cariño, lo respetamos, conscientes de que a amar también se aprende. 

Y a disfrutar, tras darle los buenos días al sol, de la maravillosa playa ahora que vuelve a estar para nosotras solas. Mediterráneo a tope.

Aprendizaje: No estamos locas, es que sabemos lo que queremos: Paz, Libertad y Amor.

#anayany

#sialamor

#amorinfinito

#SOSMarMenor

SALTAR LAS PIEDRAS DEL CAMINO

por Any Pascual.

«Lo único que le pido a Dios es un corazón de carne y sangre para la humanidad». Vicente Ferrer.

La vida no consiste en conformarse con una existencia llena de sufrimiento, como las Almas en el Purgatorio de Dante. Vivir consiste en buscar la mejor manera de afrontar las cosas a pesar de las circunstancias. No somos todopoderosos, así que las cosas pasan simplemente porque estamos vivos.

A veces encontramos piedras en nuestro camino, a veces pasamos por momentos duros y tiempos difíciles, como cualquier ser humano. La diferencia está en que nosotras sabemos que esas piedras, por grandes que sean, son parte de nuestro viaje. Al fin y al cabo, todos los caminos por los que siempre transitamos en nuestras vidas están hechos de pequeñas piedras. Nuestra vida está compuesta de las dificultades que superamos, de aquellas cosas duras que hemos aprendido cómo manejar. Aprendiendo de las dificultades nos hacemos más sabias. Y entonces, esas piedras grandes que antes nos frenaban se descomponen en un montón de piedras pequeñas que ya no nos intimidan. De ese modo, con el paso del tiempo, la práctica, una gran determinación y amor infinito, al final esas piedras pequeñas acaban formando un nuevo camino, una alternativa, otro estilo de vida más positivo que nos llevará por lugares inesperados hasta llegar al objetivo y, como en el poema de Konstantino Kavafis sobre Ítaca, descubrirás que quizá el camino te ha enriquecido más, y que tal vez encontraste lo que estabas buscando antes incluso de llegar a tu objetivo.

Las personas con las que recorramos ese sendero de la vida serán maestros, cuya compañía nos ayudará, cuyo amor nos animará y dará todo lo que nosotros sepamos pedir. No hay un yo, no hay otro. Hay un nosotros. Y por eso debemos pedir ayuda si la necesitamos. Las piedras pesan menos entre varios.

Con el corazón suave y abierto, tenemos que hacernos conscientes de que vivimos en un entorno variado en el que todo está cambiando continuamente. Tal vez no podamos estar siempre tan bien como queremos, pero sí podemos vivir con una pasión sin límites, disfrutando muchísimo de cada pequeña cosa de la vida, desde la sabiduría y con el amor incondicional por bandera. Así las piedras que no encajen en nuestro nuevo camino vital se convertirán en flores, que nosotras u otros plantamos y regamos para embellecer el sendero.

Nosotras evitamos lastimarnos buscando un resultado concreto, o ser perfectas, o buscando un porqué. Simplemente practicamos el optimismo realista y la aceptación. 

Sin una idea preconcebida, sin apego al resultado, intentamos estar presentes, trabajando en el ahora, y eligiendo ver amor en todo lo que nos ocurre en vez de mirar con miedo, y… 

Somos conscientes de que nunca estamos solas, así que pedimos ayuda si lo necesitamos y ayudamos cuando podemos. Eso es para nosotras vivir, saltar o utilizar las piedras del camino.

Aprendizaje: Lo mejor de estar vivas es vivir.

#anayany

#amorinfinito

#vidafeliz

IMPERFECTAS

«Lo que nos hace diferentes son las imperfecciones». Robin Williams.

Buscar la perfección no tiene sentido cuando se ve lo bueno en cualquier cosa, ya que incluso lo que creemos imperfecto por educación, tradición o cultura, puede ser maravilloso para otros. Además lo diferente tiene siempre ese misterio atractivo que lo hace interesante.

Vivir destacando los defectos y las virtudes, normaliza las diferencias. Todos tenemos lados menos buenos, y ser conscientes de que forman parte de nuestro ser o personalidad nos hace capaces de vivir siendo más “neutros”. Podemos ser buenos en una cosa, en un aspecto y en eso ayudar a los demás; y no ser tan buenos en otras, en las que necesitaremos ser ayudados.

Lo maravilloso de ver que todos somos diferentes e imperfectos es que podemos crecer teniendo continuamente distintos puntos de vista o maneras de enfocar las cosas, ajenos a la manipulación de cualquier pensamiento único, porque al salir del pensamiento de la búsqueda de la perfección representada por un sistema global, podemos tener la opción de crecer y ver alternativas que muchos ni contemplan. 

Además, muchas veces, es precisamente esa imperfección, esa anomalía, eso que nos hace diferentes, el rasgo que nos ayuda a cambiar, nos hace antifrágiles y nos empodera, como ha sucedido con muchos de los genios que han cambiado el mundo a lo largo de la historia.

Aprendizaje: Aceptemos que todos somos diferentes y veamos en la imperfección y la diferencia una oportunidad para hacer, crear y conocer cosas maravillosas.

#anayany

#amorinfinito

#vidafeliz

CAMINANDO POR LA VIDA SIN PAUSA PERO SIN PRISA.

“La más larga caminata comienza con un paso”. Proverbio hindú .

Desde la ilusión por vivir nosotras emprendemos continuamente nuevas metas. 

Elegir un camino nuevo no es fácil, pero sabemos que aunque demos el primer paso, siempre podemos elegir si quedarnos con esa nueva experiencia o volver a lo ya conocido, si nos hemos equivocado o ese nuevo camino no es de nuestro agrado. 

Muchas veces hemos descubierto que ya solo conocer un nuevo camino merece la pena, sea cual sea el resultado. Aprender es maravilloso, aunque a veces tengamos dudas o suframos con las experiencias hasta acomodarlas y crecer.

Pero para atrevernos a dar el primer paso hacia cualquier cambio debemos ser libres para pensar y actuar. Entonces se produce una mezcla perfecta de indomabilidad, creatividad y sabiduría, que nos aleja del miedo y de las restricciones externas y nos impulsa hacia nuestros sueños. 

Aunque desde pequeños intenten dirigirnos hacia pensamientos y actos restrictivos y limitantes, está en nuestras manos vencer esa eterna adolescencia, madurar, crecer y hacernos libres. Cuando rompes con lo normótico, lo que no tiene ningún sentido, lo establecido simplemente por costumbre, tradición o educación, pierdes el miedo a emprender cosas nuevas, a aventurarte en experiencias alternativas o oportunidades diferentes, porque sabes que de todo se aprende y cuentas con ese tiempo que acumulas al dejar de hacer otras cosas que no te aportan nada.

Aprendizaje: Para avanzar en la vida hay que estar dispuestas a dar siempre los primeros pasos.

#anayany

#vidafeliz

#amorinfinito

TODOS SOMOS PERSONAS CON CAPACIDADES DIVERSAS

“Ha llegado el momento de cambiar nuestra percepción de las personas con discapacidad y hacer que sus voces se escuchen en todas partes”. Audrey Azoulay, directora general de la UNESCO.

Somos el 15% del mundo. Eso nos da visibilidad frente a los poderes económicos, de consumo, de producción, frente a las políticas, etc.

WeThe15 es un movimiento de derechos humanos, el más grande de la historia, que busca poner fin a la discriminación entre humanos, por cualquier motivo. El objetivo es lograr transformar las vidas, no solo de los 1.200 millones de personas con “discapacidad” del mundo, que representamos el 15% de la población mundial, sino de toda la sociedad mediante la acción individual diaria:

  • Cambia si es necesario tu punto de vista: cuando estés considerando la diversidad y la inclusión, no solo consideres el género, la raza y la sexualidad, sino también a las personas con capacidades diversas. Las capacidades diferentes se cruzan con todas las áreas de la vida. Además afectará a la mayoría de las personas en algún momento de nuestras vidas.
  • Interactúa directamente con nosotras, no asumas que no podemos hacer cosas por nosotras mismas.
  • Siguenos y apóyanos: conéctate con nuestras cuentas en redes sociales y las de organizaciones de defensa de los derechos de las personas con capacidades diferentes, para dar visibilidad a nuestros problemas pero sobre todo para mostrar al mundo con nuestro ejemplo que se puede ser felices independientemente de las circunstancias, y así comprender y hablar sobre la diversidad como fuente de inspiración, ejemplo de superación y característica inseparable de la humanidad.
  • Recuerda que algunas discapacidades no son visibles. La información y la educación son pasos previos a la socialización integral. Si convives con nosotras te darás cuenta de que entre todos podemos.
  • Habla con tus hijos sobre las distintas condiciones y enséñales a respetar los derechos de todas las personas en las escuelas, en los trabajos y en la sociedad. Para un niño todos somos diferentes, somos los adultos los que les damos una connotación negativa a esa diferencia. Todos amamos y todos sufrimos. Todos somos diferentes aunque iguales. Celebremos juntos las diferencias y convivamos en igualdad.
  • Ten en cuenta que simplemente el lenguaje estigmatizante, o el uso de palabras sin pensar, a veces puede hacer daño o causar sufrimiento a otro ser humano. 
  • Respeta las sillas de ruedas y el aparcamiento de vehículos que transportan a viajeros en sillas de ruedas, ya que son una extensión para nuestro movimiento libre. 

Desde anayany.com damos todo nuestro apoyo a la humanidad: diversa, distinta y parte de un todo común donde todos tenemos nuestro papel para que el mundo vibre.

Aprendizaje: Todos tenemos alas. 

#JuegosParalímpicos 

#Tokio2020 

#anayanyWeThe15

#WeThe15

#anayany

#vidafeliz

#amorinfinito