Olor a libro.

 

¿Qué lector consumado no se ha parado a apreciar el olor de un buen libro, además de su género o su portada? ¿Quién, de los que leemos libros, no sabe que el olor de un buen libro acompaña a lo que nos tiene que contar? Y ¿Qué amigo de los libros no se ha pasado minutos enteros esnifando esa (bendita sea) fragancia a libro nuevo, a descubrimientos por hacer, a historias que descubrir?

Yo, sí.

Yo me declaro fan del olor a libro.

Pero, mi creencia (y las veces que lo he experimentado lo confirman) es que los libros tienen diferentes fragancias. Y que la fragancia de un libro no depende de lo que la editorial le eche, en determinadas páginas, para perfumar.

No, la fragancia de un libro no depende de eso. Un libro no huele a rosas, a limón o a plástico.

Un libro (según mi creencia y experiencia) puede oler a:

  • a escritor joven, normalmente nuevo en esto de escribir
  • o a escritor experimentado, que ya sabe de qué va ese microcosmos de la escritura y publicación de un libro (lo cual suele derivar, aunque no siempre, en un libro en el cual todos los detalles están perfectamente medidos, calculados y expuestos)
  • o a clásico (ya sea por su manera de narrar, por sus ideas conservadoras o por ser, verdaderamente, un libro clásico del género al que pertenezca)
  • o a cosas románticas.
  • o a algo aburrido explicado de una manera estimulante
  • o a adolescencia
  • o a curiosidad
  • o a ideas frescas, novedosas
  • o a viajes
  • o a empoderamiento
  • o a información interesante
  • o a magia, cosas contadas con magia o cosas con un toque mágico
  • a compañero de vida (esos libros que sintonizan contigo y que vas a hojear o a leer una y otra vez)
  • o a recuerdos
  • o a sueños
  • o a pensamientos
  • o a descubrimientos
  • o a sentimientos
  • o a vida

o a varios de estos olores combinados.
Y a un montón de cosas más.

El olor del libro es independiente del género de este.

Aunque es cierto que algunos olores se dan más en el género romántico, otros en el de aventura… Hay de todo, y los libros pueden tener el mismo olor si los han escrito un norteamericano de cincuenta años y transcurren en un granero del s. XX, o en una catedral del s. XVII, que si los han escrito un ruso o un japonés de dieciocho años recién cumplidos y van sobre un planeta extraterrestre y sus guerras. O pueden tener olores completamente distintos aunque sean de la misma saga, escritos por el mismo escritor.

¿Cómo huele tu libro favorito?

Yo tengo demasiados libros favoritos como para escoger, pero si tuviera que escoger uno, diría que el mío huele a descubrimientos, a cosas exóticas, a mezcla heterogénea de elementos, a un tiempo sin definir, a amor, a magia, a sueños y a manuscrito, a cambios, a procesos, a una manera diferente de narrar… Es un olor que, hasta ahora, no he encontrado en ningún otro libro.

Cuantos más libros leas (y cuanto más te fijes en el olor de cada uno) más matices de fragancia encontrarás en cada libro.

Creado originalmente por esta cuenta, @anypascual  en

https://steemit.com/spanish/@anypascual/olor-a-libro

 

MI EDUCACIÓN FINANCIERA por Any Pascual.

 

Según nos cuenta Robert Kiyosaki en su libro “Despierta el genio financiero de tus hijos”  hay tres ventanas de aprendizaje para introducir y fomentar la Educación Financiera en los más jóvenes.

Primera ventana del aprendizaje financiero (0 – 12 años)

Segunda ventana del aprendizaje financiero (12 – 24 años)

Tercera ventana del aprendizaje (24 – 36 años)

 

Yo respeto y quiero a Robert, pero en su libro, cosa que no sucedió cuando le conocí en persona, no ha tenido en cuenta  la pequeña muestra de la población mundial que somos orgullosamente diferentes, y a cuyos padres me dirijo.

Si quieres tener un hijo normótico, felicidades, sólo tienes que hacer lo que hacen el resto de los padres: escolarización regular, creerte la autoridad, imponer, no compartir con la familia y esperar que tu hijo sea capaz de sacarse una oposición el día de mañana.

Pero si eres un Papá o una Mamá Especial, por el motivo que sea y aspiras a que tus hijos sean mejores que tú (hay padres que su propio ego paraliza el crecimiento de sus propios hijos), entonces espero poder ayudarte como ejemplo de “experimento” sociológico de cómo hacer las cosas de otra manera.

Y la verdad es que después de recibir hoy algunas de mis calificaciones del CIDEAD (Centro Integrado de Educación a Distancia) en el que curso estudios regulados online sin ninguna adaptación por discapacidad, he llegado a la conclusión de que cuando tu Educación de base es buena, superar las pruebas del Sistema es algo fácil e incluso divertido.

Y tras esta introducción os voy a contar cómo he adquirido yo mi Educación Financiera. Tras cruzarme con personas de avanzada edad y ver cómo gestionan sus vidas en todos los sentidos, también económicamente, me he dado cuenta de que he elegido bien a mis padres, ya que ellos han sabido ver mi yo, sin importarles la edad, la condición física, mis cualidades o aptitudes. Simplemente me han dejado ser yo y sacar lo mejor de mí en cada momento.

Primera ventana del aprendizaje financiero (0 – 12 años)

En mi opinión, tanto la lectura como los conceptos matemáticos más básicos pueden formar parte del mundo del niño desde el primer momento.

Mi madre, como Mamá Maestra,  utilizó el Método Doman para fomentar en mí, en la más tierna edad, la adquisición de la Lectura, el Cálculo Matemático y miles de  Conocimientos Enciclopédicos. Ella sabe cómo enseñar sin esfuerzo y cómo aplicar las distintas teorías educativas a la realidad. Así que el juego fue siempre nuestra forma de aprendizaje, y aún hoy nos lo pasamos pipa por ejemplo diseñando un Juego de Criptos, mezcla de Monopoli, Cash Flow, Alta tensión, Se vende, Tesoros Encontrados… donde aprendemos de temas Financieros, a la vez que metemos ideas de Ikonikus para trabajar temas Emocionales y de Relaciones, o  características que se ven en el Dobble, para estimular la rapidez mental, la agudeza visual y la coordinación oculomanual.

Si alguien se anima a crear este juego para conocer y practicar cómo sacar la máxima rentabilidad en el Mundo Cripto, que nos contacte.

A los 3 años de edad, ya era una lectora imparable, una friki del cálculo mental,  de la  lógica matemática, la visión espacial y la resolución de problemas ( que trabajamos también con Smartick), y era capaz de reproducir listas y listas memorizadas de datos enciclopédicos, desde Banderas del Mundo hasta temas relativos con la Física Cuántica.

Yo veía la  Educación Financiera como una mezcla de lectura, matemáticas y conocimientos, fácil de entender y poner en práctica.

Es cierto que también lo he tenido fácil al contar en casa con Papá Inversor Invisible (PII), que es como llamamos mi madre y yo a mi padre en este Blog, para que pase desapercibido.

Pues eso, que mi padre hasta dedicar su tiempo laboral a A.N.Y. (Ayudar a Niños como YO), era Director Financiero de grandes Multinacionales, y un apasionado de los dividendos y de cualquier ingreso pasivo, por lo que siempre ha sido normal escuchar en casa frases, que aún hoy, y literalmente digo hoy, se escuchan en mi casa.

Frases del estilo:

“Tengo 200 euritos para invertir en…”

“Hoy hemos cobrado 200 euritos en dividendos de la empresa…”

Así que el objetivo familiar siempre ha sido tener lo que deseamos e invertir lo que no necesitamos.

Creo que con 8 años ya sabía más de Educación Financiera que la media de los adultos españoles. Y hablo de práctica vital, del día a día, no de leer libros, que también.

Y hablando de libros.

Sólo tengo 14 años, así que la mayoría de mis lecturas se han producido en esta etapa.

He leído de todo, todo bueno, porque el “olor” a libro me ayuda mucho a seleccionar mis lecturas de calidad, y sobre todos los temas que os podáis imaginar. Amo los libros. Todos los días leo para levantarme, durante la terapia,  en la terraza, antes de dormir.  Leo en papel, en electrónico, en el teléfono, en el Ipad, en el Mac..

Leo y comparto. Porque me encanta compartir tantas cosas. Con mis padres, por ejemplo, leemos, jugamos, hablamos, trabajamos y estudiamos juntos. Desde que PII trabaja desde casa, la mayor parte de nuestro tiempo estamos juntos, muy juntos, muchas horas. Mi madre bromea siempre con que nuestra próxima casa será un loft, porque nos sobran todas las habitaciones, siempre estamos en la Sala de Terapia o en la Terraza los tres.

Y ese es mi resumen sobre la primera ventana financiera: aprender lo antes posible a leer, matemáticas y conocimientos varios y aplicarlos mediante el juego o con la ayuda de mis padres, a la vida real.

Segunda ventana del aprendizaje financiero (12 – 24 años)

De esta etapa todavía no puedo hablar mucho, aunque sí que sé que todo el aprendizaje anterior es la base de mis pensamientos en cuanto a Educación Financiera.

A parte, siempre he sido más madura de lo que representa mi edad cronológica, así que puedo decir sin miedo a equivocarme que creo que sé algo más del tema que la gente de mi edad, y además tengo mis propios ingresos pasivos a través de distintas inversiones: en bolsa, criptomonedas, etc.

Mis problemas de Salud me han dado una Educación en Valores y Consciencia, que difícilmente se encuentra en chicas de mi edad, exceptuando a mis amigas claro.

Así temas como Ayudar a los demás, la Ecología y el cuidado de la Madre Tierra, el Control Emocional o la visión Espiritual de la Vida, los he adquirido mientras un montón de personas a lo largo de mi vida me han ayudado y servido de ejemplo para saber algo tan básico como que estamos en esta vida para ser felices.

Por otro lado, mis padres siempre han hablado conmigo y delante de mí todos los temas posibles, desde sexo a los datos bancarios, así que soy consciente de todo lo que supone una vida plena en todos los sentidos: salud, dinero y felicidad y que no se puede cojear en ninguna de las áreas.

Vendimos nuestro microondas en una tienda de segunda mano y puesto en alquiler nuestros inmuebles… Hemos vivido en un montón de lugares diferentes y compartido con personas alucinantes momentos únicos. Hemos sufrido al máximo y llegado al climax de la felicidad. Así que… a pesar de mi  edad, he vivido experiencias muy fuertes en todos los aspectos.

Por cierto, para que veáis que la edad es solo un número, mi madre pegó un salto cuántico en su cualificación financiera tras asistir con nosotros al Evento de Robert Kiyosaki en Barcelona. Ahora esa Educación la aprovecha para desarrollar otros campos que le apasionan en su vida: ayudar a Niños Especiales, los temas de Salud, etc.

Siempre intentamos invertir en formación una parte de nuestros ahorros, diversificando la temática, desde cosas como Registros Akáshicos o Tantra a Formación en Criptomonedas…Y aunque sea siempre la más joven del grupo, creo que la mayoría de las veces soy la que más rendimiento les saco a este tipo de formaciones.

Resumen de mi segunda ventana de aprendizaje: si has tenido una buena primera ventana, ahora sólo tienes que dejarlo fluir.

Tercera ventana del aprendizaje (24 – 36 años)

Se supone que en este periodo se producirá mi desarrollo profesional, y eso espero, porque llevo años trabajando muy duro para cumplir mi sueño: tener un taller de costura en el centro de Nueva York.

Lo que tengo claro es que para poder dedicar mi vida a lo que me gusta, necesito alcanzar una Libertad Financiera mayor a la actual y garantizarme tener cubiertas todas mis necesidades sin pensar en temas económicos, gracias a mis activos que me producen ingresos pasivos.

He aprendido mucho de mis padres y mis maestros, y ellos siempre me recuerdan que aprenden todos los días de mí, así que parece que hemos creado un equipo ganador.

Seguiré formándome y aprendiendo, invirtiendo e investigando, creando y colaborando para conseguir mi sueño que cada día está más cerca porque trabajo duro todos los días.

Resumen general:

Si tú no has tenido la suerte de tener un “Padre Rico” quizás puedas crecer al lado de personas que tienen los resultados que tú quieres tener. Hay muchas personas que pueden ayudarte a ti y a tus hijos a tener una mejor calidad de vida.

Pasa de la teoría a la práctica, no hay tiempo que perder. Deja que tus hijos reciban una buena Educación Financiera desde sus primeros años de vida.

Enséñales con tu ejemplo, tu compañía, tu respeto. Déjales equivocarse, lee con ellos, aprende con ellos (no te olvides que nosotros somos nativos digitales).

Y sobre todo acompáñalos, porque el amor de una Madre o un Padre o ambos, es la base de una buena Educación.

 

Reseña “Tus deseos te están esperando” de Alicia Sánchez por Any Pascual

Tus deseos te están esperando es un libro ameno, rápido de leer e interesante que te enseña que, como la autora cree, todo, todo es posible, y que tú, al observar las cosas, las estás cambiando.

En él se te propone un método para cambiar tu realidad (sin esfuerzos titánicos, con unos pocos minutos al día de práctica) que, personalmente, me encanta y practico: visualizar (formar una imagen clara y con carga emocional de algo que no tienes delante).

Todos hemos visualizado alguna vez, pero este libro nos enseña a hacerlo, de forma consciente y positiva, para lograr cualquier meta que tengamos, y nos da ideas de visualizaciones para crear situaciones y lograr metas concretas.

También te brinda una manera de interpretar las sincronías, te habla sobre cómo acelerar el proceso de visualización, te muestra un ejemplo de una forma de vida visualizando constantemente y, como culmen, te plantea una bibliografía más extensa sobre los temas tratados.

Todo esto siempre desde su experiencia o la de personas de su entorno, con un lenguaje accesible a todos, y contado desde la humildad, como una “mujer curiosa y autodidacta, que ha tenido la perseverancia de leer a los que saben y de aplicar lo aprendido”

GRACIAS Alicia Sánchez por SER, VER y COMPARTIR.

Cuando dos seres mágicos se abrazan, el Universo se expande.

 

¡¡¡ESTÁS PREPAROD@ PARA UNA ESTREMECEDORA BRECHA TECNOLÓGICA???

La tecnología está siendo, en los últimos años, el avance más preciado por el ser humano. Sólo pensar en la medicina, la aeronaútica, las comunicaciones…incluso las relaciones humanas.

La mayoría de las personas adquirimos productos, realizamos gestiones o estudiamos desde casa gracias a los avances en este campo.

Nuestro mundo ha cambiado por completo debido a la digitalización y la robotización.

Aunque no sea fácil, no podemos quedarnos atrás. Debemos adaptarnos a los cambios nos gusten o no.

Algunas profesiones desaparecerán , pero otras muchas nuevas entrarán a formar parte de nuestras vidas. De ahí que no tenga sentido formar a los jóvenes de hoy en el Sistema Educativo arcaico actual, para trabajos del pasado, en vez de prepararlos para este futuro tan cercano y floreciente.

La tecnología no elimina puestos de trabajo, sino que libera al hombre de tareas mecánicas para que pueda dedicarse a si mismo.

Ajustarse a esta nueva situación requiere adquirir nuevos conocimientos y manejar otras herramientas que hasta ahora no existían.

El proceso pasa por desaprender y adaptarnos a la nueva realidad.

Cógete de la mano de alguien que ya haya recorrido ese camino, y quiera ayudarte a maximizar tu entrada en estos nuevos conocimientos.

Las nuevas tecnologías no tienen por qué ser el enemigo, hagámoslo fácil y divertido.

En unos meses, para ti, puede ser tan normal tener un Blockfolio en tu móvil, como pagar en BITCOINs.

La alianza entre hombre y máquina es la mejor apuesta. No reniegues de lo imparable, adáptate lo antes posible, y así evitarás la BRECHA TECNOLÓGICA.

Los nuevos pobres no lo serán por falta de TRABAJO, sino por INACCESIBILIDAD a la TECNOLOGÍA.

TE AMO.

 

AMO, tal y como soy, sin posesión, sin cambios. TE AMO como eres,  tú.

NO TE  QUIERO, porque eso implicaría algo exterior que deseo conseguir para mi, y yo no te quiero para mi, te AMO por entregarte por igual a todos los que están dispuestos a AMAR.

AMAR ES DAR, querer es poseer.

No eres una MEDIA NARANJA, eres una NARANJA ENTERA, perfecta a mis ojos, imperfecta para el mundo.

AMO sin condiciones, sin excusas, sin peros, sin exigencias.

AMO tus risas, la felicidad que te rodea, lo fácil que es estar contigo, y el miedo que te tiene el dolor y el sufrimiento.

AMAMOS juntos el Amanecer y el Atardecer, el Sol y la Luna, la Playa y el Campo, el Frío y el Calor.

SOMOS UNO, porque al AMARNOS decidimos transcender y formar un TODO.

AMO tu mirada, tus palabras, tus abrazos, tus risas…que se conjugan en ti de forma perfecta para llegar directamente al corazón.

AMARTE es fácil, sencillo y divertido.

Juntos y separados TE AMO.

( Dedicado a tod@s los que estáis ahí)