RODEARNOS DE BUENAS VIBRAS

“Eres el promedio de las cinco personas con las que pasas más tiempo” Jim Rohn.

Así que es fácil para nosotras elegir. Elegimos el “buen rollito”.

Disfrutamos de las energías de los que nos rodean, y así podemos adoptar una actitud más positiva y sentirnos más felices aún.

Rodearnos de gente optimista y entusiasta tiene un efecto motivacional y muy energético. Y desde luego cambia nuestra propia vibración.

Aprovechemos la bonanza de los que nos rodean para estar más inspirados y felices para continuar el camino.

A veces el mundo puede ser un lugar difícil, por lo que es indispensable contar con la ayuda de la gente que está a nuestro alrededor.

Las personas que nos inspiran y motivan, las identificamos no solo porque son felices, sino porque tienen un don, para no tener simplemente un buen día, sino para hacer que el día sea bueno. Además siempre nos aportarán valores y conocimientos, ya sea a nivel intelectual, emocional o espiritual.

La energía que tienen las personas se acaba contagiando y ser positivos motiva a esforzarnos y a valorarnos más también. Así que todo son ventajas.

Al SER, atraeremos las buenas vibras de otras personas, y viceversa. Eso sí, es importante ser siempre uno mismo.

Y no olvidemos que la felicidad es contagiosa, por lo que nunca debemos dejar de sonreír. Incluso cuando no tengamos ganas, no olvidemos que una simple sonrisa mejora el estado de ánimo.

Sonriamos a los demás en el día a día y sonriámonos también a nosotros mismos.

La positividad se da y se recibe y puede hacernos sentir más felices en nuestra vida.

Gracias Yo Soy. Elisabeth Giner, gracias chicas, por el fantástico ratito este maravilloso domingo de verano.

Un abrazo de OSO y hasta pronto.

#anayany
#amorinfinito
#yosoycreacion

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *